Aprove­chando la bajante del Para­ná

Limpian la desembocadura del Poncho Verde

Info General - 24/08/2019

La bajante del Paraná de las últimas semanas generó que la zona del parque Mitre lindera a la desembocadu­ra del arroyo Poncho Ver­de, esté invadida por olores nauseabundos. Las quejas por el tema se multiplicaron y ayer quienes circularon por la zona pudieron ver el inicio de las tareas de lim­pieza que lleva adelante la Municipalidad.


Norte de Corrientes tomó contacto con el coor­dinador del área de Plani­ficación de Proyectos a lar­go plazo, Porfirio Aquino, quien dio detalles de las obras de saneamiento que comenzaron en el lugar, a las que calificó de históricas ya que la zona nunca habría sido limpiada, por lo cual el barro se acumula gene­rando en tiempo de bajante malos olores. Sobre el tema, el coordinador de las tareas destacó que el proyecto se realiza por etapas buscando conocer cuál es la densidad de los sedimentos que se en­cuentran en el lugar.

 

“Actualmente las máqui­nas están trabajando muy fuerte en la quita de escom­bros de todo tipo, aprove­chando que el río está bajo; esto es una primera etapa, la cual además está acom­pañada por un estudio del agua para conocer si es agua con algún tipo de contami­nación o no”, resaltó.

 

El ingeniero compartió con este diario imágenes de hace 50 años, donde se pue­de apreciar desde la zona del parque Mitre hasta la Escue­la de Aprendices, donde se encontraba el cauce del bra­zo del arroyo Poncho Verde. “Esta foto nos hace intuir que en el lugar hay al menos entre dos y tres metros de sedimento acumulado, aho­ra lo que hacemos es quitar la chatarra que se encuentra en el lugar para que en una segunda etapa podamos avanzar con el dragado”, re­marcó.

 

El objetivo del trabajo es desobstruir la salida del ca­nal, el cual no nunca habría sido limpiado.

 

Sobre la quita del sedi­mento, la fuente consultada destacó que se haría duran­te la semana que viene y la misma sería llevada a dis­posición final. “No lo vamos a hacer durante el fin de se­mana porque sabemos que es una zona muy concurrida por los correntinos y qui­tar el barro generará olores nauseabundos”, precisó.

 

En tanto, destacó que el trabajo de limpieza que se realiza ahora es integral aprovechando que el Pa­raná marca una altura de 2.14 metros. “Una vez que la zona esté sin la chatarra se realizará el dragado una vez por año; será una tarea de mantenimiento que se podrá hacer sin mayores problemas”, dijo. En cuanto a los fondos destacó que se trata de recursos provenien­tes de las arcas municipales.

 

En el mismo sentido agre­gó: “Por medio del Plan Hí­drico se está haciendo la limpieza de ductos y canales a cielo abierto, se está avan­zando en varias zonas donde hemos encontrando canti­dad de chatarra que obs­truye los ductos generando inundaciones, por eso ade­más trabajamos con una co­misión especial que recorre esos barrios para concien­tizar a la población sobre el cuidado de los espacios”, ex­plicó el referente consultado por este medio.

 

Construcción de un muelle

 

La Municipalidad adjudicó el proyecto de inversión pri­vada para la creación de una marina y/o muelle de em­barcaciones y gastronomía, entre otros. La iniciativa fue cuestionada por tratarse de un sitio con protección por su valor histórico.

 

Se trata de una propuesta enmarcada en la Ordenanza Nº 6.123, pero que la Comuna resolvió avanzar como mo­dalidad de licitación pública. El proyecto implica además la limpieza del sector, sanea­miento, parquización, dra­gado y retiro de barro y se­dimentos, estimándose una inversión de casi 16.940.000 pesos, proponiendo un ca­non anual a favor de la Muni­cipalidad de $600.000